altonivel
Regresar a edición Pantalla completa Compartir Accesibilidad Tamaño de texto
A- A+
Animaciones
Iniciar sesión
Opinión

Crimen organizado rebasa acciones del gobierno

Por: Alejandro Desfassiaux Swipe

Continua en la historia

Swipe Desliza a la izquierda para continuar

La reciente propuesta de seguridad presentada por el Gobierno Federal, que busca combatir el alto índice de violencia mediante acciones meramente locales enfocadas en el 2% de los municipios del país, contra los 850 que no se contemplan y que también controla el crimen organizado, quedará pronto rebasada, porque acelerará la expansión de las células criminales a nuevos territorios y, además, no ataca el origen de la inseguridad, concerniente al aspecto económico.

El crimen organizado controla el 35% del territorio nacional (de acuerdo al jefe del Comando Norte de Estados Unidos, Glen VanHerck), es decir, unos 850 municipios.

Los 50 municipios donde se focaliza la propuesta del Gobierno Federal representan el 2% de los ayuntamientos del país; sin embargo, el crimen organizado controla el 35% del territorio nacional (de acuerdo al jefe del Comando Norte de Estados Unidos, Glen VanHerck), es decir, unos 850 municipios que, por el momento, se quedarán sin una redefinición de estrategia, y lo más grave es que en esas localidades se genera el 53% de los homicidios dolosos a nivel nacional que, si bien pulverizados, representan un problema mayor al que se quiere combatir.

| Un paso adelante

Debido a que la propuesta solo se concentra en algunos ayuntamientos con alto índice delictivo, el crimen organizado, que normalmente va un paso delante de las autoridades, optará por fortalecer su presencia en otras zonas que no estarán sujetas a mayor supervisión ni control de las fuerzas federales. Será el típico efecto cucaracha. 

Aunque la violencia se contenga en el 2% de los municipios del país, la delincuencia es dinámica y se adapta rápidamente para crecer sus zonas de influencia.

Aunque la violencia se contenga en el 2% de los municipios del país, la delincuencia es dinámica y se adapta rápidamente para crecer sus zonas de influencia. Por ejemplo, el CJNG, que tiene operaciones en Tijuana, podría aprovechar para fortalecerse en otros municipios de las entidades en las que ya tiene presencia. Como ejemplo: en marzo pasado, la DEA informó que este cártel operaba en 23 entidades y en junio, solo 3 meses después, la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) confirmó que dicho cártel ya se había expandido y mantenía operaciones en 27 estados del país; esto es, 84% del territorio nacional.

| Impulso económico

Adicionalmente a las acciones del Gobierno Federal se debe impulsar el desarrollo económico de los municipios donde se planea combatir al crimen organizado y la UIF debe desarticular las finanzas de las células criminales, pues mientras esto no se integre a la estrategia, nada va a funcionar. El 25% de la población se encuentra en pobreza extrema y el 50% en situación de pobreza, mientras que se estima que el narcotráfico y otros delitos dejan más de 58,000 millones de dólares al año a los criminales. De modo que devolverle la seguridad al país depende de un plan integral que ataque todos los frentes.

El 25% de la población se encuentra en pobreza extrema y el 50% en situación de pobreza, mientras que el narcotráfico y otros delitos dejan más de 58,000 mdd al año a los criminales.

Paralelamente se deben combatir otras aristas que están relacionadas con todos aquellos problemas que giran alrededor del narcotráfico y la delincuencia, como la falta de oportunidades laborales, la ausencia de incentivos fiscales para las empresas (más en esta época de crisis sanitaria), las dificultades del emprendimiento, la corrupción real -y no solo la que se queda en los discursos políticos-, la impunidad, el sistema de justicia y, sobre todo, el rezago educativo, pues mucha gente se ha quedado incluso con la primaria trunca, debido a que ha sido fácilmente reclutada por el crimen organizado. AN

Alejandro Desfassiaux es presidente de Grupo Multisistemas de Seguridad Industrial.

@grupoMSI

También en esta edición

Compartir