altonivel
Regresar a edición Pantalla completa Compartir Accesibilidad Tamaño de texto
A- A+
Animaciones
Iniciar sesión

Seguridad en cuatro ruedas

La inseguridad que existe en el país y la necesidad de protección siguen haciendo atractivo a México para la industria del blindaje. Pero hay que considerar calidad de materiales, seriedad y certificaciones, más allá del precio.

Por: Valentín López Swipe

Continua en la historia

Swipe Desliza a la izquierda para continuar

Gadi Mokotov

Director general de ETTS

| Un trabajo artesanal

Equipos Tácticos y Tecnológicos de Seguridad (ETTS) comenzó como un negocio de mantenimiento para las empresas de vehículos blindados, pero al ver varias áreas de oportunidad en el mercado, desarrolló un modelo innovador que conjunta varios tipos de servicios y productos. Hoy ofrece soluciones que van desde el blindado de unidades ejecutivas, hasta el diseño de unidades tácticas usadas para el uso exclusivo de las fuerzas policiales.

Los principales servicios que ofrece la compañía son las unidades blindadas para uso privado y del gobierno; el mantenimiento, que es muy importante, porque de acuerdo con Gadi Mokotov, director general de ETTS, el blindaje es un trabajo artesanal, consistente en la creación y modificación de unidades con equipamiento de inteligencia, más laboratorios forenses y comunicaciones espaciales.

Aquí, un extracto de la entrevista que sostuvimos con el directivo sobre el blindaje en México, un mercado atractivo para esta industria, debido a la inseguridad que existe en el país.

AN | Gadi, ¿quién deben tener un auto blindado? ¿Qué sectores?

Principalmente, el gobierno; casi todos los gobiernos, a nivel estatal, federal y municipal utilizan vehículos blindados. También las empresas que tienen que proteger mercancías. En muchas carreteras del país ocurren asaltos para robar mercancía, porque se fuga mucha información y [los delincuentes] ya saben qué llevan los camiones.

Por la sensación de que vivimos en un país con mucha inseguridad, también mucha gente quiere sentirse segura y blinda sus vehículos. En estos casos, el blindaje no tiene que ser muy alto y los precios no son tan caros como antes.

Por la imagen de inseguridad que tiene el país, muchas empresas extranjeras con oficinas en México dan a sus ejecutivos que provienen de Europa o de Estados Unidos un auto blindado como prestación, porque la gente tiene miedo a venir a vivir aquí. Ese es otro mercado importante.

AN | ¿Se puede blindar cualquier tipo de vehículo?

Antes, el blindaje estaba muy enfocado a vehículos de gobierno, como camionetas Suburban y Cherokee, pero hoy pueden blindarse desde sedanes pequeños, para las familias, con niveles de blindaje más bajo.

Hay camiones de carga en los cuales se blinda la cabina por los asaltos que sufren en carretera. Hoy se pueden blindar casi todos los vehículos, aunque no de todos los niveles de blindaje.

Para blindar un auto, nosotros desarmamos por completo el coche que viene de planta y lo volvemos a armar, con muchas modificaciones. Lo hacemos de forma artesanal, a mano. No hay máquinas ni robots y siempre se requiere de mantenimiento, ya sea por mal uso del cliente o cualquier otra situación en la que se vea afectado.

Antes, el blindaje estaba muy enfocado a vehículos de gobierno, como camionetas Suburban y Cherokee, pero hoy pueden blindarse desde sedanes pequeños

AN | ¿Cuántos niveles de blindaje hay y cuál recomiendas?

Depende del coche, pero en ciudades como CDMX puede ser nivel 2, 2 plus o 3, que hoy en día son blindajes muy comunes porque se pueden hacer a casi cualquier vehículo. Son blindajes que no llaman la atención y a los usuarios no se les va a complicar abrir las puertas. Además, no aumentan mucho el consumo de gasolina y casi nadie va a notar que el auto está blindado.

Esos niveles de blindaje son suficientes para protección contra cristalazos durante los asaltos cuando el vehículo está rodando, pero hay gente que quiere tener un blindaje mayor porque siente que su vida está en peligro. Esas personas necesitan una camioneta para ponerle un blindaje mayor. En este nivel se blinda el coche, las llantas, la computadora del motor, la batería y la caja de fusibles, que son los puntos mas débiles del motor. Si pasa algo, con este blindaje se puede salir de la zona de riesgo y, además, se protege la parte delantera, por lo que, si alguien dispara de frente, las balas no pasan a la cabina.

AN | ¿Cuánto se tarda en hacer un blindaje?

Depende del nivel. Para uno alto son siete semanas, porque siempre tenemos materiales para trabajar. Para niveles más bajos, cuatro semanas después de las pruebas y la aceptación del cliente.

AN | ¿La mayoría de los insumos son importados?

Sí. Las placas balísticas vienen de Europa. Hay productos nacionales que son muy buenos. Nosotros ponemos los mejores productos en nuestros blindajes y usamos solo materiales aligerados que hacen que el coche se sienta casi normal, sin tanto peso. Estos materiales son más caros y, por eso, la mayoría de las empresas prefieren no usarlos. Esa es nuestra ventaja competitiva: somos la organización con mayor costo-beneficio del mercado, porque utilizamos los mejores materiales e insumos al precio más accesible.

Con regularidad hacemos estudios de mercado para ver cómo está nuestra competencia y siempre nos mantenemos por debajo de la empresa más baja, aunque es difícil compararse con una empresa que no está certificada ni usa los materiales que nosotros empleamos. Además, agregamos servicios adicionales sin costo extra, como run-flat en las cinco llantas, incluida la de refacción.

[Dentro del blindaje automotriz, las llantas run flat aportan resistencia a la llanta para asegurar un escape exitoso, pues permiten que el vehículo ruede, aunque las llantas hayan sido interceptadas por impactos de bala].

El cliente debe revisar que toda empresa de blindaje esté registrada y tenga permisos y certificaciones de seguridad.

AN | ¿Cómo se puede identificar una empresa seria de blindaje? 

El cliente debe revisar que la empresa esté registrada, que tenga los permisos necesarios y certificaciones de seguridad. Además, que su personal esté certificado en blindaje. El cliente puede visitar la planta, con o sin cita, para conocer cómo se llevan a cabo los procesos.

Hay muchas empresas que, después de que el cliente paga el servicio, jamás le vuelven a contestar el teléfono, o si hacen un mal trabajo, el cliente pierde la garantía de su automóvil por la modificación que se realizó. Es un tema que vemos todos los días con clientes que compran camionetas blindadas y les ponen materiales que no son los adecuados ni certificados. Es muy importante que los materiales estén certificados.

Es difícil que un cliente vea las placas de blindaje que le pusieron a su vehículo, así que es indispensable pedir papeles a la empresa y revisar todo lo que comenté; incluso puede solicitar fotos y bitácoras de cómo se armó el coche. Si la empresa es seria, no debe negarse a entregar toda esta información.

AN | ¿Qué proyectos tiene la empresa?

Nos estamos expandiendo a nuevos países en Latinoamérica. Tenemos operaciones en Colombia y Perú y el próximo año estaremos en dos países más. También nos estamos enfocando mucho en la posventa y en el servicio de mantenimiento. Tenemos una APP que el cliente puede descargar en su celular y ahí puede ver qué camionetas tenemos para entrega inmediata y cuál es el proceso de blindaje de su vehículo. También puede solicitar servicio y agendar una cita, con fecha, hora y el mecánico que lo va a atender.

Los servicios son a domicilio; no hay que enviar el vehículo al taller. Tenemos 78 puntos a donde pueden llevar el auto a revisión, no solo a nuestra planta principal, que está en Jalisco. Esta es una manera muy fácil, confiable y transparente de interactuar con el cliente.

En la APP también puede verse el historial de los servicios que se han brindado. Esto ayuda al momento de vender el vehículo.

También tomamos a cuenta automóviles a los que hemos dado mantenimiento, para que el cliente compre otro. Es la manera de decirle al cliente que ahí estamos siempre. Tenemos a la venta coches ya blindados y también blindamos los vehículos de los clientes.

El blindaje es una necesidad, no una moda, y nos da tranquilidad. Es como los seguros: ojalá que nunca lo usemos, pero ahí lo tenemos. A diferencia del seguro, el vehículo se usa todos los días y por eso nuestros clientes son lo más importante. Todos los procesos los hacemos en casa para entregar un mejor precio y controlar la calidad. Queremos clientes contentos por mucho tiempo y no solo por un vehículo. AN

También en esta edición

Compartir