Regresar a edición Pantalla completa Compartir Accesibilidad Tamaño de texto
A- A+
Animaciones
Iniciar sesión

Celebrar el amor

Llegamos a febrero de 2021. Dedicamos un número al Amor, así con mayúsculas, porque ante lo incierto hay una certeza: el amor, la amistad, la solidaridad, las alianzas, la unión. Con eso en mente te contamos la leyenda de Nicté-Ha y su poética historia imposible que invita a que visites los cenotes y vivas el amor a la yucateca.

De ahí que decidiéramos contarte sobre el amor en diferentes facetas: Blanca Dubón, de manera fugaz, fue testigo del amor maternal entre una ballena y un ballenato en Isla Isabel, en la Riviera Nayarit. Una crónica de su experiencia con los apuntes prácticos necesarios hacen que nos transportemos a una de las experiencias más originales al visitar territorio insular, un área protegida y un rincón donde la naturaleza permanece y se manifiesta.

Otra isla, hacia Sonora, sorprendió la mirada de Iñigo Diego Fernández, quien nos presenta paisajes lunares en dos áreas protegidas de Sonora, más la visita a Isla Tiburón y su convivencia con los cómcaac. No hay más que asombro en unas imágenes que seguramente creerías que son de Marte o de la Luna. Ya juzgarás.

El amor por la naturaleza y la adicción a la adrenalina está haciendo germinar un nuevo spot de escalada en El Realejo, San Luis Potosí. Mauricio Ramos, experto fotógrafo de aventura y deportes, visitó este pueblo fantasma del altiplano potosino y capturó de manera excepcional la esencia de un turismo responsable, ecológico y comunitario. De alguna manera, para la gente local significa mucho el turismo como una fuente de sustento, debido en parte a que se sostuvieron en el pasado por una bonanza minera que ahora ya no se explota, por fortuna. En entrevista, Luis Cajero nos cuenta del proyecto y su amor a la vida a través de las piedras.

Brian Overcast, por amor a la aventura, salió solo en busca de una experiencia al aire libre en plena pandemia. Lo que vino después fue muy distinto a lo que imaginó y nos comparte el resultado de su paseo, de la importancia de improvisar y de la ayuda que recibió por los siempre hospitalarios lugareños en la Sierra Gorda. También en Querétaro, Rodrigo Osegueda hizo un recorrido por haciendas donde la arquitectura se enlaza con los viñedos; se trata de una probadita de la gran oferta enoturística de la región.

Rancho Santa Elena en Hidalgo, un road-trip en pareja por la costa oaxaqueña y una visita exprés a Chautla en Puebla complementan esta edición que palpita con todas sus fuerzas, aún en tiempos de pandemia.

Angélica Navarro Castillo Editora en jefe México Desconocido

Suscríbete

Regístrate Iniciar sesión