entrepreneur
Regresar a edición Pantalla completa Compartir Accesibilidad Tamaño de texto
A- A+
Animaciones
Iniciar sesión
Promoted Content

EVITA EL ABUSO DE CONFIANZA Y LAS PÉRDIDAS EN TU EMPRESA

El abuso de confianza es uno de los delitos más comunes de los que puede ser víctima un empresario, pero hay formas de prevenir y evitar que ocurra en tu empresa.

Continua en la historia

Swipe Desliza a la izquierda para continuar

Muchos casos de abuso de confianza comienzan con una historia similar. Un emprendedor arranca un negocio acompañado por un grupo de gente cercana: amigos o familiares, que participan en la empresa como socios, colaboradores o empleados.

Con el tiempo, distintos factores pueden alterar la relación entre el emprendedor y algún integrante de dicho círculo cercano, quien podría tomarse atribuciones que no le corresponden y atentar contra el patrimonio del fundador y la empresa. Una de las acciones más comunes cuando se dan estas situaciones es el abuso de confianza.

 


¿Qué es el abuso de confianza?

El abuso de confianza es un delito en contra de las personas y su patrimonio. El artículos 382 del Código Penal Federal refiere “al que con perjuicio de alguien, disponga para sí o para otro, de cualquier cosa ajena mueble, de la que se le haya transmitido la tenencia y no el dominio”.

El abuso de confianza se paga incluso con años de cárcel. Aquí algunas sanciones:

  • Se sanciona con prisión hasta de un año y multa hasta de 100 veces el salario, cuando el monto del abuso no exceda de 200 veces el salario.
  • Si excede de esta cantidad, pero no de 2,000, la prisión será de uno a seis años y la multa de 100 hasta 180 veces el salario.
  • Si el monto es mayor de 2,000 veces el salario la prisión será de seis a 12 años y la multa de 120 veces el salario

Hay dos elementos que distinguen el abuso de confianza:

  • Ocasionar un perjuicio.Es decir, que el propietario del bien mueble (sujeto pasivo) vea una pérdida en su patrimonio.
  • Disponer para sí o para otro. Actuación ilícita por parte del agente transgresor de la norma (sujeto activo), al que se le entregó la cosa ajena propiedad del dueño, en este caso para ejecutar las acciones laborales de la jornada diaria. Es decir, que la persona de confianza burla o perjudica a quien por inexperiencia, afecto, bondad excesiva o descuido se fía de él para poner en sus manos parte de su patrimonio.

Reglas y documentos claros

El abuso de confianza sucede cuando se hacen convenios sin un sustento en documentos. Es frecuente que entre amigos, familiares o cercanos se crea que se trata de algo que está “de más”. El problema comienza incluso desde el momento en que no se establece ni las obligaciones ni la remuneración por las actividades determinadas. Entre los casos más comunes destacan:

  • La apropiación indebida de bienes, así como prestar servicios sin documento de por medio, como convenios o contratos de palabra, por la confianza depositada.
  • Cuando un empleado o familiar hace mal uso de un negocio o del nombre de este, o aprovecha su posición y conocimiento de la empresa para vender por su cuenta productos o servicios.
  • Cuando un empleado solicita a clientes o proveedores compensaciones, regalos o favores para agilizar algún trámite.

Diferencia entre abuso de confianza, fraude y robo

Hay tres prácticas recurrentes en las organizaciones: abuso de confianza, fraude y robo. Debes diferenciarlas para que, en caso de ser víctima, sepas cómo proceder al denunciar tales conductas ante el Ministerio Público.

  • Robo. Es el apoderamiento ilícito de una cosa sin consentimiento del dueño.
  • Abuso de confianza. Es la disposición ilegal del bien mueble ajeno.
  • Fraude. Se comete cuando alguien engaña o se aprovecha del error de otro para hacerse ilícitamente de alguna cosa o alcanza un lucro indebido para sí o para terceros.

 

De enero a mayo de 2021, en México se han registrado 11,899 delitos de abuso de confianza, según el reporte de Incidencia Delictiva del Fuero Común de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana.

 


Evita ser víctima

La prevención de este delito y las acciones que se tomen al respecto pueden ser un asunto delicado. Por un lado, porque no se puede saber con antelación si alguno de los integrantes del círculo cercano del dueño es propenso a cometerlo, o quién podría ser. Y por otro, porque proceder con sospecha sin que el empleado, socio o colaborador haya dado motivos, puede romper el vínculo de confianza.

Sin embargo, es muy recomendable que las empresas fijen procesos y protocolos de protección de los activos tangibles e intangibles. Esto ayuda a desincentivar a las personas de cometer abuso de confianza, pues sabrán que, de hacerlo, serán descubiertos.

Existen algunas formas en la que las personas de confianza no se sientan sientan invadidos o vigilados en exceso. Una de ellas es instalar sistemas de seguridad que integren servicios como alarmas, cámaras de circuito cerrado e incluso GPS de rastreo. Smartsafe ofrece algunas opciones que son discretas y que te ayudarán además a protegerte de amenazas externas.

 

Procura considerar una partida para invertir en este rubro en tu presupuesto. A la larga tu bolsillo y las cuentas de la empresa te lo agradecerán. Recuerda que la tranquilidad de sentirte seguro en tu propio terreno no tiene precio.

También en esta edición

Compartir